Posdata: Despiértame cuando haya muerto

18,00

La historia de una mujer que en su infancia descubre innocuamente el amor, uno que en su recorrido desata verdades ocultas de su vida tras los engaños de su madre, que paradójicamente le arrebata el amor que la causalidad compensa luego en su consecutivo aspecto. No contento el destino, al encontrar su verdadero amor por segunda vez, aquella mujer de vanidad extenuada se entera de su enfermedad, ELA, Esclerosis Lateral Amiotrófica, enfermedad que desdibuja su historia en fragmentos de recuerdos no olvidados, de evocaciones anheladas, y un deterioro físico constante más no mental, el cual le permite sentir y entender cómo la exteriorización de su mente pierde la capacidad de expresar lo que aún vive en su interior, y la exhortación de su espíritu reclama libertad a cambio del atenuante descanso.

——————————————————–

La versión ebook está disponible en esta página Amazon

Descripción

Juan David Hernández Upegui

 

A alguien alguna vez escuché decir que de todos los países de habla hispana, incluida España, en Colombia era en donde mejor se hablaba el castellano. No seré yo quien ponga en duda o en entredicho aquella afirmación, al contrario, siempre que ha llegado a mis manos un libro de autor colombiano he quedado prendado del uso que se le da a este idioma universal nuestro que nos une a tantos lectores en cualquier punto del planeta Tierra.

Podría comenzar por nombrar algunos nombres colombianos del mundo literario que hoy son patrimonio universal de las letras en el idioma de Cervantes, pero no voy a enredarme por ahí, sino por la percepción que he recibido al leer la primera novela de este joven autor colombiano, sí, otro más, con la seña de identidad de esa escuela de escritores.

Natural de Medellín, Colombia, 1987, y residente en Miami, EEUU, Juan David Hernández Upegui se presenta en el panorama de las letras con una novela impactante, en muchos aspectos, especialmente en la cuestión técnica, con una riqueza lingüística sorprendente. Leer la primera novela de este joven colombiano produce una satisfacción enorme, porque, además de haber conseguido crear una historia humana llena de matices, que pone de relieve el significado de la ELA, en cuanto a enfermedad degenerativa se refiere, uno se siente orgulloso de hablar esta lengua que une a tantas y ricas culturas en el mundo.

No cabe duda de que el futuro de las letras colombianas recae en parte en autores noveles tan interesantes como Juan David Hernández Upegui.

Posdata: Despiértame cuando haya muerto 11q

Información adicional

Peso 0.530 kg
Dimensiones 23 × 15.5 × 1.5 cm

Valoraciones

No hay valoraciones aún.

Sé el primero en valorar “Posdata: Despiértame cuando haya muerto”

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *